CTE-ECUADOR en
                  webmail            
 

 

 

 

 
 

 

 

 

 

 

MANIFIESTO

A LOS 129 AÑOS DE LA GESTA HISTORICA DE CHICAGO, LA RESISTENCIA Y LA LUCHA CONTINUAN


-AVANCEMOS EN LA LUCHA CON CONCIENCIA Y ORGANIZACION-

La Confederación de Trabajadores del Ecuador CTE, organización de la Federación Sindical Mundial –FSM- hace llegar un saludo combativo a toda su militancia nacional, al movimiento sindical clasista, a cada trabajador y trabajadora en todo el país, en este día en que honramos y conmemoramos la gesta heroica de los mártires de Chicago.
Este Primero de Mayo,  la clase trabajadora se encuentra bajo condiciones muy peligrosas. La receta de todos los gobiernos capitalistas y de los mecanismos imperialistas (FMI, Banco Mundial, Unión Europea, etc.) para una “salida de la crisis” es la misma en cada país: recortes en salarios y pensiones, eliminación de derechos laborales, sociales y desempleo.
En nuestro país mientras el Presidente Rafael Correa, expresaba un gran discurso antiimperialista en la Cumbre de las Américas, la Asamblea Nacional y su mayoría de Asambleístas asestaba un duro golpe en contra de los intereses y derechos del movimiento obrero ecuatoriano: se aprobaba inconstitucionalmente una “LEY DE JUSTICIA LABORAL Y RECONOCIMIENTO DEL TRABAJO NO REMUNERADO EN EL HOGAR”,  y con ello satisfacer una vez más los intereses de los dueños de los medios de producción y la burguesía.
No sirvió de nada la entrega permanente de propuestas y observaciones para elaborar un Código Orgánico Integral del Trabajo, a los diferentes organismos e instituciones del Estado a nombre del Frente Unitario de Trabajadores FUT. No existió ninguna consideración de los criterios expresados para por lo menos detener la agresión que se estaba preparando a los intereses de los trabajadores. Lo consumado solo evidencia que tenemos una legislación regresiva, particularmente en los derechos de los trabajadores.
Sin embargo lo que se está ejecutando en estos momentos, va más allá de todo lo imaginable, institucionalizar mediante reforma a la Constitución, disfrazada de enmienda, un mecanismo para terminar de manera paulatina la sindicalización, el derecho a la libre organización que se encuentra establecido en Constitución, el derecho a la huelga y a la contratación colectiva, de todos quienes están vinculados al sector público; se suma también la reelección indefinida para Presidente de la República, las fuerzas armadas para apoyar la represión cuando los trabajadores reclamen los derechos violados, junto a un Código Integral Penal que configuran un nuevo modelo de ley de seguridad nacional.
Se pretende eliminar del artículo 229 de la Constitución de la República el tercer inciso: “Las obreras y obreros del sector público estarán sujetos al Código de Trabajo”. El mismo contenido se refrenda en el artículo 326 y se remata en una disposición transitoria que dice: “Las y los obreros del sector público que antes de la entrada en vigencia de la presente Enmienda Constitucional se encuentren sujetos al Código del Trabajo, mantendrán los derechos garantizados por este cuerpo legal.- Una vez entrada en vigencia la presente Enmienda Constitucional, las y los obreros que ingresen al sector público se sujetarán a las disposiciones que regulan al mismo.”
Los golpes a los obreros en el sector público, debilita a las organizaciones nacionales, a las centrales sindicales y tiene incidencia en los trabajadores y organizaciones del sector privado, y luego seguirán legislando también en contra de ellos. Es la combinación por un lado del incremento de la productividad en beneficio de la burguesía y por otro de la legislación en contra de los trabajadores, el paraíso ideal para el fortalecimiento y desarrollo agresivo del capitalismo, y la degeneración de las condiciones de vida de los trabajadores. A eso le han puesto el apodo de socialismo del buen vivir. Será este el socialismo del Siglo XXI?.
Qué dirán a esto los dirigentes de las organizaciones sindicales que traicionaron a sus principios pasándose a la conciliación de clases. El ataque a los derechos de los trabajadores es parte de la restauración conservadora. Este es el resultado de la conciliación.
Por todo esto, este 1º de Mayo, marcharemos por todas las calles y plazas del país, para expresar nuestro descontento por política implementada en contra del pueblo ecuatoriano, para continuar con el fortalecimiento de la unidad en la diversidad, contra la represión, el autoritarismo, por la defensa de los derechos consagrados en la Constitución, por la defensa de la seguridad social y responsabilidad del Estado, por un Código Orgánico Integral del Trabajo, por la libertad para la libre organización, la Contratación Colectiva, el derecho a la huelga.
CONVOCAMOS UNITARIAMENTE, a toda nuestra militancia nacional a concentrarnos  en Quito en la Caja del Seguro hacia la Plaza de San Francisco a las 09H00. Así como en todas las provincias y cantones en los lugares establecidos por los colectivos unitarios y por nuestras Federaciones Provinciales y Cantonales, portando pancartas y banderas de la CTE.

Quito, mayo 1º. del 2015

COMITÉ EJECUTIVO NACIONAL
CONFEDERACION DE TRABAJADORES DEL ECUADOR

 

 

 

 

BREVE RESEÑA

 

BIENVENIDOS
CONFEDERACIÓN DE TRABAJADORES DEL ECUADOR

La Confederación de Trabajadores del Ecuador (CTE), al fragor de las luchas independentistas en el mundo, empieza su accionar en el movimiento sindical y la lucha organizada en 1926 con la conformación de los primeros sindicatos agrarios en el litoral ecuatoriano y concomitante a ello la organización del movimiento indígena en la región andina, legalmente es reconocida por el Ministerio de Previsión Social y Trabajo el 9 de julio de 1944.

Desde su fundación y hasta nuestros días, la CTE lucha siempre por la unidad sindical, desde una orientación política y clasista y sobre todo en el fortalecimiento y ampliación de la unidad de todos los trabajadores del campo y la ciudad. De tal suerte que en la actualidad constituye el organismo más representativo de las organizaciones sindicales del Ecuador.

Conscientes de esta realidad y que nuevos retos se presentan en este milenio, hemos reorientado nuestro accionar particularmente en la profundización de conocimientos indispensables, los mismos que nos permitirán mejorar el diálogo entre el Estado, empresarios y trabajadores; lo que se presenta como herramienta fundamental para propiciar el connotado avance que esperamos. De igual manera es necesario enmarcar otro modelo productivo que nos impulse hacia el desarrollo. Es imposible erradicar la pobreza e incrementar el trabajo, sin impulsar patrones de producción y de consumo sostenibles en el tiempo, no obstante será preciso contemplar políticas basadas en la justicia social. Luchar por la defensa del medio ambiente es una apuesta urgente de los trabajadores, en el combate a esa amenaza podría generar empleos sostenibles, pues el cambio climático que estamos viviendo amenaza seriamente sobre el empleo y la calidad de vida.

En este nuevo siglo, las responsabilidades que enfrentar desde el movimiento sindical en el espectro nacional e internacional, son múltiples, entre ellas debemos responder a las nuevas expectativas que presenta el contexto actual en toda su diversidad, así encontramos: la tarea política y organizativa en los organismos de base, a los que debemos organizar, educar, capacitar, proponer, debatir, negociar, construir y luchar para proteger sus legítimos derechos. Hoy la lucha debe centrarse en combatir por la implementación de los sistemas de protección social como: salud y educación, pensiones de jubilación, y el medio ambiente. Es necesaria una lucha común de todos los trabajadores en alianza con los campesinos y poblaciones de la ciudad para avanzar hacia una verdadera reforma agraria, que pongan la tierra en manos de quienes la trabajan y por alcanzar la soberanía alimentaria como una expresión de la verdadera soberanía de los pueblos.

Los grandiosos recursos naturales que poseemos, la fertilidad de nuestros campos, la bondad de sus pueblos y la voluntad de los trabajadores ecuatorianos, son fuerzas suficientes para poder mencionar con orgullo la inmensidad de riquezas que poseemos.

OBJETIVO ESTRATÉGICO


Incidir institucionalmente ante el Gobierno Nacional, los poderes locales y organismos de representación estatal y órganos no gubernamentales nacionales e internacionales, para generar un espacio de coordinación e intercambio de experiencias de los trabajadores, como una estrategia para mejorar e incrementar nuestra participación en el ámbito sindical, social,  político y económico en el país.
Estos mismos trabajadores ecuatorianos, estuvieron representados en los congresos constitutivos de la confederación de trabajadores de América latina (CTAL)  y de la federación sindical mundial (F.S.M) y hoy participa activamente en el congreso permanente de la confederación unitaria de los trabajadores de América Latina.
Sin duda alguna los trabajadores ecuatorianos han sido enemigos intransigentes del feudalismo y defensores consecuentes de una verdadera reforma agraria.



Imagenes del Frente CTE

Nuestros Colaboradores


Noticias

Contribución de la Confederación de Trabajadores del Ecuador al EPU

Nuestro compromiso de clase no es improvisada ni ha pretendido desde siempre convertirse oportunistamente en organización vanguardista, pero si la gestora de las más grande unidad de los trabajadores: prueba de ello es cuando Alfaro y su ejército iniciaron una profunda revolución contra el poder latifundista y clerical, y que continuó más tarde con la organización de las primeras sociedades sindicales y gremiales y el crecimiento de la organización obrera, campesina e indígena.

Consecuencia de ello tenemos el fatídico e inolvidable 15 de noviembre de 1922, en donde la clase obrera recibió con sangre y fuego de la oligarquía y del gobierno de ese entonces la más atroz de las masacres y, que tampoco detuvo el carácter de la organización, al contrario permitió un mejor esclarecimiento en las luchas posteriores a la misma, y sobre todo el aglutinamiento masivo de los trabajadores en una expresión revolucionaria y de clase, que es el nacimiento de la Confederación de Trabajadores del Ecuador CTE en 1944 y de la Federación Ecuatoriana de Indígenas FEI en 1945.

.
Copyright 2014 © DESING BY ZENIX All rights reserved.